MENU
ZAFIRO 89.5 EN VIVO Radio Zafiro

MENDOZA 10°C

DOLAR BLUE $1255/$1275

MENU

10°C

89.5
Contrapunto

La deuda en dólares de las provincias, un nuevo frente de conflicto con la Nación

En medio de ajustes presupuestarios y conflictos con el gobierno central, provincias como La Rioja inician consultas con acreedores ante la imposibilidad de enfrentar vencimientos de bonos en dólares. Mendoza también deberá hacer frente a compromisos asumidos.

casa de gobierno(65)

La situación financiera de las provincias argentinas se tensa al enfrentar un nuevo desafío: la deuda en dólares. La Rioja, bajo la administración de Ricardo Quintela, ha anunciado el inicio de una ronda de consultas con sus acreedores, dada la dificultad para cubrir los vencimientos de bonos en la moneda estadounidense. Esta situación no es exclusiva de La Rioja; otras diez provincias que también emitieron deuda en divisas extranjeras se encuentran en una encrucijada financiera similar, exacerbada por los ajustes impuestos por el gobierno nacional.

El ajuste presupuestario impacta a las provincias en tres frentes principales: una reducción de la coparticipación federal, un recorte en las transferencias nacionales y una disminución en la recaudación de impuestos locales. Este escenario complica aún más las finanzas provinciales, ya afectadas por una economía en contracción.

Luis Caputo
 

Un total de trece gobernadores se enfrentan al reto de pagar vencimientos de bonos en dólares que suman alrededor de 1.770 millones de dólares en lo que resta del año. La Rioja, específicamente, no pudo afrontar un vencimiento de 26 millones de dólares recientemente, lo que subraya la gravedad de la situación.

Este dilema fiscal se ha convertido en el principal eje de disputa entre los gobernadores provinciales y la Casa Rosada. La estrategia de ajuste fiscal ordenada por el presidente Javier Milei al inicio de su mandato incluyó un recorte significativo en las transferencias a las provincias, lo que ha llevado a reducciones presupuestarias en varios sectores.

Según el Instituto Argentino de Análisis Fiscal (Iaraf), hubo una caída del 13.2% en términos reales en el total de transferencias a las provincias en el primer mes del año, anticipándose una tendencia similar para febrero. Además, la contracción económica pronosticada repercutirá negativamente en la recaudación de impuestos provinciales, como Ingresos Brutos, así como en impuestos nacionales vinculados a la actividad económica.

La provincia de La Rioja ha emitido un comunicado al mercado expresando su intención de comenzar un proceso de diálogo con sus bonistas, en busca de una solución amigable y consensuada. En este contexto, ha contratado asesores financieros y legales para mejor abordar sus compromisos financieros, enfrentando una situación económica descrita como sin precedentes, marcada por la recesión, la inflación y la devaluación.

A principios de año, cuatro provincias lograron abonar intereses de sus deudas en dólares, pero la capacidad de renegociar con los bonistas se ve limitada por reestructuraciones previas. Este viernes, Buenos Aires enfrentará el pago de vencimiento más alto del año, con 350 millones de dólares, reflejando la presión continua sobre las finanzas provinciales a lo largo de 2024, con vencimientos que suman aproximadamente 1.950 millones de dólares.

Este viernes 1° de marzo se hará el pago de vencimientos más alto del año para una provincia que serán los US$ 350 millones que afrontará la provincia de Buenos Aires. 

casa de gobierno
 

Una suma similar de intereses deberá pagar en septiembre. Otras jurisdicciones que tendrán que pagar sumas en dólares serán Mendoza y Río Negro en marzo; Jujuy en abril, Santa Fe en mayo y Salta en junio. Muchas repetirán pagos en otras instancias más avanzadas del año.

En total serán a lo largo del 2024 unos US$1.950 millones, de los cuales faltan pagar -incluyendo los US$26 millones que no consiguió pagar La Rioja- alrededor de US$1.770 millones. 

El Banco Central ha garantizado el acceso al mercado de cambios para las provincias que necesiten adquirir dólares para sus pagos, una medida que contrasta con restricciones previas y refleja un esfuerzo por normalizar el acceso a las reservas en un cambio de postura gubernamental. Este acceso al mercado cambia es vital para las provincias en su lucha por mantener la solvencia y cumplir con sus obligaciones en moneda extranjera, en un contexto económico desafiante y de tensiones políticas con el gobierno central.

Suscribite al newsletter

Todas las noticias de Mendoza y del mundo en tu correo