MENU
ZAFIRO 89.5 EN VIVO Radio Zafiro

MENDOZA 12°C

MENU

12°C

89.5
Investigación en curso

Doble imputación para el acusado de asesinar a una joven embarazada en Las Heras

En las últimas horas, Leonardo Alexander León, conocido como "Leo Estrella", fue imputado por partida doble: "homicidio agravado por el uso de arma de fuego" y "aborto preterintencional" en referencia al hijo de 36 semanas de Rocío Flores.

detenido

La Fiscal de Homicidios, Claudia Ríos, impuso este jueves una doble imputación a Leonardo Alexander León, el acusado de matar a Rocío Fabiana Flores, de 21 años, en Las Heras. El hecho ocurrió en febrero pasado, cuando la joven cursaba la semana 36 de embarazo al momento de morir.

De esta forma, “Leo Estrella” fue imputado por el delito de “homicidio agravado por el uso de arma de fuego”, por Rocío Flores y “aborto preterintencional”, por su hijo de 36 semanas. El acusado fue enviado a prisión.

En tanto, personal de Investigaciones continúa la búsqueda del cómplice de Alexander León. Se trata del joven que manejaba la moto al momento del asesinato que, en realidad, apuntaba a terminar con la vida de la pareja de Rocío, Jesús Zamora, quien luego fue detenido por haber participado en un tiroteo previo.

rocío fabiana flores
Rocío Flores falleció el pasado 19 de febrero en Las Heras.

El caso

En la noche del lunes 19 de febrero, Rocío Flores, de 21 años, se encontraba en el patio de su casa, ubicada en calle Aristóbulo del Valle al 1.600 de El Algarrobal, junto a su novio, Jesús Javier Zamora.

En un momento dado, dos hombres a bordo de una motocicleta pasaron frente a la casa y comenzaron a disparar y una de las balas impactó en la cabeza de la joven. Herida de gravedad, Rocío cayó inconsciente al suelo, mientras los agresores escapaban.

A raíz de las heridas sufridas, la joven y el bebé recién nacido, a través de una cesárea de urgencia, no lograron sobrevivir.

Luego, este miércoles, Alexander León fue detenido un una vivienda de la manzana C del barrio 23 de Agosto M-C C-17 de Rodeo del Medio, Maipú. Con el dato certero que allí se ocultaba, personal de Investigaciones montó guardia en la zona y, al ver que el sospechoso estaba en la vivienda, se solicitó una orden de allanamiento que fue autorizada por el juez de Garantías de turno. 

Los uniformados irrumpieron en el lugar, lo detuvieron y secuestraron un teléfono celular que puede ser de importancia para esclarecer el crimen.

Suscribite al newsletter

Todas las noticias de Mendoza y del mundo en tu correo